Qué necesita saber acerca de las vacunas y el embarazo

Una mujer embarazada acaba de regresar de su primera consulta prenatal con el médico. Su médico le ha dado un paquete de información grande sobre cómo mantenerse saludable a sí misma y a su bebé. Hay una larga lista de todo lo que no debe hacer, restricciones sobre ciertas comidas o bebidas, no fumar, evitar cambiar la arena higiénica para gatos, y la lista sigue. Está confundida porque hay muchas cosas a las que no debe exponerse o que no debe tomar o introducir en el cuerpo, pero el médico recomendó que recibiera la vacuna contra la gripe y la tos ferina. Ella no quiere hacer nada que lastime a su bebé y se pregunta si es seguro vacunarse durante el embarazo.

Las vacunas recomendadas durante el embarazo son seguras para las mujeres embarazadas y sus bebés por nacer, y constituyen una parte importante de tener un embarazo saludable. El Departamento de Salud de Minnesota (Department of Health, MDH) recomienda que las mujeres embarazadas reciban dos vacunas durante el embarazo: la vacuna contra la influenza, comúnmente denominada la vacuna contra la gripe, y una vacuna contra la pertussis o tos ferina, que es la vacuna contra el tétanos, la difteria y la pertussis (Tdap). El médico de una mujer embarazada también puede recomendar otras vacunas antes, durante, o después del embarazo dependiendo de su edad, otras afecciones médicas, si planea viajar al extranjero, y qué vacunas ha recibido en el pasado.

Las vacunas ayudan a mantener saludables a las mujeres embarazadas y a sus bebés por nacer. Cuando la mujer embarazada se vacuna, pasa la protección de la vacuna a su bebé por nacer. Esto protege al bebé contra algunas enfermedades durante los primeros meses de vida hasta que el bebé pueda vacunarse. Las vacunas también protegen a la mujer embarazada de contraer algunas enfermedades que pueden ser peligrosas para ella y su bebé.

Las mujeres embarazadas deben recibir la vacuna contra la influenza (gripe) porque la gripe puede hacer que caigan muy enfermas. Las mujeres que reciben la vacuna contra la gripe durante el embarazo tienen una menor probabilidad de tener un parto prematuro, y hay una menor probabilidad de que el bebé nazca muerto, con bajo peso, o sea hospitalizado después del nacimiento. Es seguro que una mujer embarazada reciba la vacuna contra la gripe en cualquier momento durante su embarazo, y no lastimará al bebé por nacer.

Las mujeres embarazas también deben recibir la vacuna contra Tdap durante el embarazo, preferiblemente entre las 27 y 36 semanas de embarazo (durante el tercer trimestre). La vacuna contra Tdap protege tanto a la mujer embarazada como a su bebé contra la pertussis, conocida comúnmente como la tos ferina. Esta enfermedad puede amenazar la vida de los recién nacidos, pero las madres que reciben la vacuna contra Tdap durante el embarazo ayudan a proteger a sus bebés contra la tos ferina hasta que hayan sido debidamente vacunados.

Si bien hay muchas cosas que las mujeres embarazadas no pueden hacer, existen muchas cosas que una mujer embarazada puede hacer para mantenerse saludable a sí misma y a su bebé. Vacunarse es una de las cosas importantes cuando se prepara para tener un bebé. Obtenga más información sobre las vacunas que deben recibir las mujeres embarazadas visitando www.cdc.gov/vaccines/adults/rec-vac/pregnant.html.

Leave a Reply