Más de 10 mil menores han sido repatriados por Reynosa en seis años

El número de menores repatriados se incrementó durante el último año, en relación a los años anteriores, al ser atendidos tan sólo en el 2014 unos mil 686 niños

Reynosa (NTX).- Más de 10 mil menores de edad han sido repatriados por esta frontera durante el último sexenio por autoridades de la patrulla Fronteriza del sector de Mc Allen, Texas, y entregados a autoridades locales, quienes se encargan de regresarlos a sus familiares.

La presidente del sistema DIF-Reynosa, Elvira Mendoza, dijo que el número de menores repatriados se incrementó durante el último año, en relación a los años anteriores, al ser atendidos tan sólo en el 2014 unos mil 686 niños.

Dijo a Notimex que actualmente en promedio son atendidos unos 300 niños mensualmente en las instalaciones del Centro de Atención a Menores Migrantes Fronterizos y Repatriados (CAMEF) en esta localidad luego de ser expulsados de Estados Unidos.

Mencionó que el problema de la migración es frecuente debido a la posición geográfica de Reynosa, por lo que se pronunció a favor de que las autoridades de los tres niveles de gobierno se involucren en este proceso de repatriación e integración de los menores a sus lugares de origen.

Señaló que en el centro de atención a Menores Migrantes Fronterizos y Repatriados ofrece a niños y jóvenes menores de 18 años el servicio de alojamiento, alimentación, consulta médica, asesoría legal y psicológica así como la reintegración con sus familiares.

“Cuando los menores llegan al albergue, además de proporcionales alimento, vestido y atención psicológica y médica, les destinamos actividades recreativas, de entretenimiento, pues para ellos es muy difícil todo el proceso que viven”, dijo.

Explicó que el mayor porcentaje de menores que reciben en el Camef son de origen mexicano, pero agregó que durante el año pasado tuvieron a menores originarios de países de Centroamérica como Guatemala, Honduras y el Salvador.

Refirió que en promedio se tardan tres días en la localización de la familia en el interior de la república y en la entrega del menor a sus familiares que previa comprobación demuestran el parentesco antes de ser entregados.

Aunque destacó que los menores pueden permanecer en el albergue desde un día hasta tres meses, o bien hasta que se resuelva su situación, es decir hasta que sean entregados a sus familiares en sus lugares de origen.

Precisó que con los menores de origen centroamericano, personal del DIF Reynosa se pone en contacto con los consulados de sus países para la localización de sus familiares y así continuar con el proceso de repatriación.

Apuntó que de acuerdo a las estadísticas se desprende que en el año 2008 fueron regresados por Reynosa mil 500 menores, en el 2009 la cifra fue de mil 399, en 2010 la estadística disminuyo a mil 200 y en el año 2011 se incrementó a mil 500.

Mientras que en el 2012 se mantuvo en mil 500 menores regresados por agentes de la Patrulla Fronteriza, en el 2013 fueron mil 370, de los cuales 140 eran centroamericanos y el año pasado 2014 se atendieron a mil 686, de los cuales al menos unos 300 provenían de países como El Salvador, Guatemala y Honduras.

Elvira Mendoza dijo que son múltiples las causas por las que un menor cruza solo, entre las que destacó la presencia de familias disfuncionales, agresión física y pobreza.

Finalmente, indicó que el 70 por ciento de los menores atendidos en el CAMEF son varones en tanto el 30 por ciento son mujeres, con edades preferentemente entre los 12 y 18 años de edad.

 

Celebran audiencia sobre la acción ejecutiva migratoria de Obama
Una Corte Federal escucha los argumentos de la demanda entablada por 25 estados contra el alivio migratorio
Un juez federal de Texas escuchó el jueves los argumentos de una demanda entablada por 25 estados contra la acción ejecutiva migratoria que el presidente Barack Obama anunció el 20 de noviembre.
“Además de parar deportaciones, concede a los indocumentados que califiquen permiso de trabajo.”
El juez de distrito Andrew Hanen no dio indicaciones acerca de cómo iba a proceder y se limitó a decir que la demanda es “legítima”.
Los abogados del gobierno pidieron a Hanen una prórroga hasta el 30 de enero para entregar nuevos argumentos.
“Esta es una audiencia de un interdicto, injuction, que busca frenar la acción ejecutiva por razones de emergencia o daños eminentes”, explicó el abogado Ezequiel Hernández.
La demanda, entablada en diciembre, busca bloquear las medidas migratorias anunciadas por el mandatario, entre ellas proteger de la deportación a entre 4.5 y 5 millones de indocumentados padres de ciudadanos y residentes permanentes.
Los demandantes argumentan que el mandatario no tiene autoridad constitucional para llevar a cabo acciones en materia migratoria.
El juez a cargo del caso, Andres Hanen, fue asignado al cargo en 2002 por el entonces presidente George W. Bush (2001-2009). Hanen es un férreo crítico de la Administración Obama.
El año pasado Hanen acusó al Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) de “conspiración criminal” al permitir la reunificación de indocumentados detenidos en la frontera con sus familiares en Estados Unidos.
A comienzos de junio de 2012 Obama reconoció una crisis humanitaria en la frontera con México tras el arresto por parte de la patrulla fronteriza de unos 46 mil niños migrantes solos cuanto intentaban ingresar indocumentados al país.
La mayoría de los menores (poco más del 95%) fueron entregados a familiares orden de presentarse ante un juez de inmigración, quien decidirá sus futuros en Estados Unidos.
El 3 de diciembre una coalición que ya suma 25 estados y que está encabezada por Texas, interpuso una demanda contra la acción ejecutiva que, además de parar deportaciones, concede a los indocumentados que califiquen autorizaciones de empleo temporales por tres años.
Los demandantes piden a la corte federal una “orden judicial preliminar” que bloquee los programas derivados de la medida mientras el tribunal analiza la querella.
La corte ha recibido en las últimas semanas recursos de “Amici Curiae” (Amigos de la Corte) de organizaciones y personas que argumentan a favor y en contra de la demanda.
La moción sostiene que la acción ejecutiva “cambia la ley y establece una nueva política, excede su autoridad constitucional y perturba el delicado equilibrio de poderes”, y acusa a Obama de “extralimitación constitucional”.
Los republicanos, que son mayoría en ambas cámaras del Congreso, están decididos a revertir la acción ejecutiva migratoria del presidente Barack Obama. El miércoles aprobaron dos enmiendas para anular tanto la acción ejecutiva del 20 de noviembre como la acción diferida de los dreamers en vigor del 15 de agosto de 2012.
Entre las mociones a favor de la acción ejecutiva destaca una interpuesta por el Consejo Americano de Inmigración, la Asociación Americana de Abogados de Inmigración (AILA), y el Centro Nacional de Justicia para Inmigrantes.
La acción ejecutiva del presidente en materia de inmigración “es constitucional porque la Constitución y el Congreso han conferido la amplia discrecionalidad del Poder Ejecutivo sobre la aplicación de la ley de inmigración de Estados Unidos”, sostiene la moción.
Obama anunció el 30 de junio del año pasado que tomaría una acción ejecutiva en respuesta a la inacción del Congreso con la reforma migratoria y la legalización de millones de indocumentados que viven en el país.
Los estados demandantes con Alabama, Arizona, Arkansas, Carolina Norte, Carolina del Sur, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Florida, Georgia, Idaho, Indiana, Kansas, Louisiana, Maine, Michigan, Mississippi, Montana, Nebraska, Ohio, Oklahoma, Tennessee, Utah, West Virginia y Wisconsin.