La migración en el 2016

Una herida a uno, es una herida a todos

Crédito: Navigate y De León y Nestor

Como muchos han escuchado, existen reportes que la administración de Obama ha comenzado una ronda de deportaciones. Dentro de los últimos días, hemos escuchado reportes comunitarios confiables que señalan que ICE ha estado activo y en modo de implementación en Minnesota.

Las medidas públicas descritas como “el esfuerzo a larga escala para deportar familias quienes escapan de la violencia en Centroamérica” supuestamente da prioridad al siguiente criterio:

  • Aquellos con orden de deportación
  • Aquellos quienes han firmado salida voluntaria y no han salido del país
  • Familias que no pudieron comprobar determinaciones de miedo creíbles o razonables y a las cuales no se les dio una audiencia o notificación para presentarse en la corte
  • Aquellos quienes han litigado y han perdido sus casos.

En asociación con la firma de abogados De Leon y Nestor, aquí tenemos algunas recomendaciones:

  • No abra la puerta a agentes de migración. Es de importancia particular enseñar a nuestros hijos a no abrir la puerta. Con la reciente temporada de fiestas, los niños tienden a emocionarse y familiarizarse a las visitas durante las celebraciones
  • No conteste preguntas de los agentes de migración. Usted tiene derecho a guardar silencio; incluso aunque sea detenido. Usted no necesita proveer su nombre o documentos de identidad. Tiene también el derecho de hablar con un abogado.
  • Pudiera ser oportuno preparar un poder notarial para que un amigo o familiar confiable tenga acceso a su dinero, o propiedad en caso de ser detenido.
  • Memorice números de teléfono importantes.
  • Prepare un plan. Hable con amigos o familiares confiables quienes no están en riesgo de deportación (residentes legales o ciudadanos), hable con un abogado de confianza, recuerde que tiene derecho a solicitar una fianza.
  • Si está en casa, pida al oficial que le muestre la orden de cateo. Una orden de cateo es un documento firmado por un juez dando permiso legal para poder entrar a su vivienda o para arrestar a personas específicas. Si el oficial tiene una orden, pida que la deslice por debajo de la puerta.
  • Si está en su lugar de trabajo, en la calle, o áreas públicas, pregunte al agente de migración si usted está en libertad de irse. Si el agente dice que sí, camine calmado y despacio.
  • No mienta, ni muestre documentos falsos.
  • Sea proactivo, visite un abogado confiable para verificar si califica para algún alivio migratorio antes que sea detenido.