En el vientre del monstruo

Cinco revolucionarios presos en EEUU y tres camisas por colgar

“Sabemos que la razón está de nuestra parte, pero para ganar necesitamos un jurado de millones de personas de todo el mundo para dar a conocer nuestra verdad”

Por Marco Dávila
maidaca85@gmail.com
Hay 2.3 millones de personas encarceladas en prisiones de Estados Unidos (EEUU), una cifra que convierte a este país en el mayor encarcelador, per cápita, del mundo. En otras palabras, EEUU es el que mayor porcentaje de su población tiene tras las rejas, por encima de cualquier otro país. Los Cinco Cubanos han pasado a formar parte de esa reveladora cifra. Cinco revolucionarios que el gobierno de EEUU no ha podido doblegar ni ofreciéndoles reducciones de sus sentencias, a cambio de “cooperar”, lo que llanamente significa vender principios. Este caso, más que de justicia, se trata de un caso político amañado. Hasta la fecha, y sólo gracias a la solidaridad de millones alrededor del mundo, han sido liberados dos de ellos. Aunque, en esencia, la campaña seguirá siendo la misma, que exige ¡Libertad para Los Cinco Cubanos! Ellos han dicho que, junto a la solidaridad de sus hermanas y hermanos de Cuba y el mundo, continuarán hasta la victoria final, la cual sólo será conquistada con el regreso de Los Cinco a su patria.
A favor de su liberación, en EEUU se han pronunciado organizaciones jurídicas, sindicatos y sindicalistas, religiosos, organismos y funcionarios de gobierno, organizaciones, artistas y escritores. Alrededor del mundo cuentan con la simpatía de organizaciones, sindicatos, parlamentos y grupos parlamentarios, grupos y funcionarios religiosos, y varios premios Nobel.
Fernando Gonzales, el recién liberado (27 de febrero de 2014), entre otras cosas, ese día expresó: “Yo sé que la felicidad hoy es compartida por todos, es una felicidad que es difícil de describir, estar aquí en Cuba, estar aquí con la familia, es una felicidad que es inmensa y a la misma vez le falta un pedazo, y es el pedazo que queda reservado para cuando en este mismo lugar estén Ramón, Gerardo y Tony, entonces la felicidad será completa”.
¡Justicia aplazada es justicia negada! ¡Libertad para Los Cinco Cubanos ya!

Leave a Reply