Cuando Trump no se quiera salir de la Casa Blanca

Opinión Por: Marcos Dávila

Nota: al momento de esta publicación no se ha declarado un ganador a la presidencia de EEUU.

Si tuviera que apostar sobre el ganador de estas elecciones, yo le apostaría a favor de la rebelión social. Dicho de otro modo, gane Biden o gane Trump, la gente en Estados Unidos seguirá enojada. Ninguno de los dos candidatos ofrece un cambio de raíz: Biden no lo hizo en 8 años como vicepresidente; Trump no lo hizo en su periodo de 4 años en la presidencia. Por qué hoy alguien esperaría que cualquiera de estos dos candidatos sí trae consigo un cambio profundo bajo la manga.

Sea cual sea el resultado de estas elecciones, los grandes ganadores serán: el hartazgo de la población, la protesta, la rebelión social. Si gana Trump habrá mucho enojo social; si gana Biden, las cosas seguirán igual (o peor) y seguirá habiendo mucho enojo social.

Ninguno de los dos líderes traerá el cambio profundo y verdadero que se requiere para que haya más justicia social, más acceso a educación, menos desigualdad, menos pobreza, menos discriminación contra el más débil. Con un partido o con el otro en la presidencia, con el control del Senado o el control de la Cámara de Representantes, o el control de ambas cámaras, entre otras cosas, las fuerzas policiales estadounidenses seguirán asesinando afroamericanos, las prisiones seguirán llenas de negros y latinos, seguirá habiendo separación de familias (principalmente latinas) y el muro seguirá de pie.

Sí, todo gira siempre en torno a Donald J. Trump. Por lo que su caída puede ser muy estrepitosa y, desde luego, podría cimbrar todo Estados Unidos y al mundo entero. ¿Y si Trump pierde de manera abrumadora y no se quiere salir de la Casa Blanca? ¿Y si Trump finalmente, explícitamente, hiciera un llamado al uso de la violencia?

Muchos analistas llegan a la misma conclusión: nadie sabe lo que va a ocurrir. Lo que sí es que Trump tiene a sus opositores justo en donde los quería, o sea, pensando en Trump, hablando de Trump, planeando cómo reaccionar a las acciones y decisiones de Trump. Y sí, casi todo mundo coincide en que cualquier cosa se podría esperar del impredecible líder republicano.